top of page

Así es el plan de Gold Fields para extender la vida útil de Cerro Corona mientras busca nuevas minas de oro en Perú

La minera sudafricana espera que, en octubre de 2024, las autoridades aprueben la extensión de vida útil por seis años adicionales de su mina Cerro Corona


Proyecto que demandará una inversión de US$40 millones. Ronald Díaz, vicepresidente de operaciones de Gold Fields para la Región Américas y gerente general de Cerro Corona, también detalla a Forbes las zonas donde vienen realizando trabajos de exploración para potenciales nuevos yacimientos de oro y cobre.


Tras 15 años, la minera sudafricana, Gold Fields, debía estar cerrando su mina de oro —y, en menor medida, cobre— Cerro Corona, ubicada en Cajamarca, este año. Sin embargo, la compañía cuenta a Forbes que han aprobado la extensión de vida de la mina hacia el 2030, mientras que, en paralelo, realiza con sus actividades de exploración en el país.


Como era natural, Cerro Corona —que es una operación muy madura— ha estado reduciendo su producción: pasó de 240.000 el 2023 a 200.000 onzas equivalentes este año. Por ello, los planes de la firma contemplan la extensión de cuatro años adicionales de la vida útil de la mina, explica Ronald Díaz, vicepresidente de Operaciones de Gold Fields para la Región Américas y gerente general de Cerro Corona.


“[En 2024] y en los próximos años, estamos destinando alrededor de unos US$40 millones. Esto involucra construcción de líneas, una línea de bombeo, una adecuación del nuevo pit, nuevas zonas de manejo, entre otros. Eso nos va a permitir reprocesar o procesar materiales de baja ley que tenemos ya stockeados. [Ello] nos va a dar esta vida adicional de la operación”, comenta.


Díaz también indica que, actualmente, la aprobación de la extensión de vida de Cerro Corona —que depende del Senace, la OEFA y la ANA— se encuentra en evaluación por las autoridades, pero estima que la conseguiría en octubre de este año.


“La extensión de la vida de la mina por seis años adicionales pasa por un trámite que está en curso. En este momento, estamos pidiendo la novena modificatoria de nuestro impacto ambiental. [Este] debería de salir en octubre de este año. Entonces, estamos con los tiempos muy exactos para que nos den el permiso y empecemos a construir. Si no sale el permiso, se retrasa todo esto y nos puede generar algunas paralizaciones en el futuro”, agrega.


El anuncio se realiza en momentos en que la minera está en pleno arranque de operaciones en Chile, con Salares Norte, que es la segunda operación de la empresa sudafricana en Sudamérica. Díaz señala que la producción de esta mina —que se espera que sea de 240.000 onzas de oro al año— supla lo que dejará de generar Cerro Corona. “[Salares Norte] entrará a producción plena el próximo año y [tendrá] una vida de 11 años”, dice el ejecutivo de Gold Fields.


“Dentro de nuestra matriz de riesgos que manejamos en [en Cerro Corona], en el top 10 figuran los conflictos sociales. Al entrar en una etapa distinta de operación, se nos van acabando los frentes de trabajo (…) y, con ello, perdemos oportunidad para contratar mano de obra local y empresas locales. Esto nos genera conflictos y reclamos, que los estamos manejando. Estamos evaluando nuevas oportunidades, como poner camiones en la operación de mina que no teníamos antes. Si bien no le podemos dar el íntegro de una de una nueva zona de trabajo a ellos, pues los estamos haciendo parte del minado; por ejemplo, han ingresado 11 camiones de comunidad al frente de minado”.


PRÓXIMAS ZONAS POTENCIALES DE OPERACIÓN E INNOVACIONES

Los planes de la minera sudafricana en el Perú también incluyen la búsqueda de nuevos proyectos; siendo el único país donde la compañía ha autorizado la exploración de yacimientos tanto de oro como de cobre.


De hecho, a inicios del año, Luis Rivera, vicepresidente ejecutivo de Gold Fields Región Américas, reveló que cuentan con una partida de US$20 millones para las tareas de exploración y, dependiendo de los resultados, el presupuesto podría ampliarse, aunque con la aprobación de sus directores.


Consultado sobre futuras adquisiciones en el país, Ronald Díaz, vicepresidente de Operaciones de Gold Fields para la Región Américas, señala que, actualmente, la compañía cuenta con algunos proyectos con miras a desarrollarse desde una prospección geológica inicial.


“Tenemos acuerdos con algunas empresas. Pero sí estamos muy activos. Tenemos un equipo que está trabajando muy fuerte en exploración. Y sí, puedo mencionar que tenemos [proyectos] en Áncash, Moquegua y otro cerca de nuestra operación (Cajamarca), que son de nuestro interés para empezar a buscar nuevos Cerros Coronas”, adelanta el ejecutivo.


Otra arista en la que vienen trabajando es en las innovaciones. Justamente, Díaz señala que han empezado a utilizar inteligencia artificial en Cerro Corona para mejorar sus procesos en chancado, molienda y flotación. Con ello, la empresa espera disminuir el consumo de energía de la mina, logrando menores emisiones de carbono y ahorro de costos.


Asimismo, Díaz detalla que, actualmente, Gold Fields tiene un ambicioso proyecto —en pleno proceso de pilotaje— en el área de medio ambiente para gestionar los residuos orgánicos de su operación en Cerro Corona.


“Estamos procesando una miniplanta que hemos adquirido y estamos produciendo compost. Esto nos está ahorrando los costos de traer los residuos sólidos a Lima y la emisión de estos residuos, pues se descomponen y producen CO2. Entonces, este proceso nos puede permitir hacer revegetación o sembrío de árboles en 400 hectáreas”, cuenta.


Además de ello, relata Díaz, la minera sudafricana está implementando las ideas que las personas admiten desde un celular en el programa Ingenio. Díaz señala que revisan la idea, ven si es viable o no y la implementan inmediatamente. “De estas 280 ideas que nos han llegado el año pasado, hemos implementado más de la mitad y nos ha representado cerca de 1,5 millones de soles en ahorro efectivo validado por nuestro equipo”, narra.


UNA OPERACIÓN SOSTENIBLE

El ejecutivo también destaca los avances que se tienen en el marco de la estrategia de sostenibilidad de Gold Fields en el Perú. De hecho, recalca que Cerro Corona es la primera operación de la compañía a nivel global que ha logrado, por tercer año consecutivo, el certificado IREC, el cual valida que la energía utilizada es cero contaminante, pues proviene generación hidráulica.


“Es súper importante porque, en estos 3 años, hemos ahorrado las emisiones que nosotros nos habíamos comprometido hasta el 2030. En tema de aguas recirculadas, hemos ahorrado el 78% del agua que tenemos en la operación. No tomamos agua ni de los ríos ni de las lagunas, solo de la lluvia. La almacenamos, usamos y recirculamos en un 79%. El residual lo tratamos en una planta y lo vertemos al río para compensación de las comunidades”, anota.


Por el lado social, cuenta que han cumplido alrededor del 78% de compromisos que tenían desde el 2004. La tarea en estos años, asegura Díaz, es cerrar los todos los compromisos pendientes. Algunos de los trabajos que han realizado incluyen la construcción y puesta en marcha de una planta productora de leche y queso, que está entrando en su segundo año de operación a capacidad plena. “La vamos a mejorar en el transcurso de estos meses y años. Será el legado que nosotros dejaremos cuando nos vayamos de Cajamarca”, finaliza.


Fuente: forbes.pe

4 visualizaciones0 comentarios

Comentários


bottom of page